• Calle Gran vía 52, planta 2. Majadahonda (Madrid)

Blog de psicología y desarrollo personal

Escuela de padres Gestión emocional Psicología infantil Salud mental

5 claves para actuar frente al acoso escolar o bullying

5 claves para actuar frente al acoso escolar o bullying

Históricamente, la violencia es un fenómeno muy extendido en nuestra cultura y alcanza diversas expresiones y magnitudes en todas las sociedades. El ámbito escolar no ha escapado a manifestaciones de este tipo, como el acoso escolar o bullying, y aunque durante muchas décadas ha pasado casi desapercibido, las distinta consecuencias que genera en los niños y jóvenes, deben alertar a las autoridades, gobiernos y medios de comunicación en todo el mundo.

El concepto de acoso escolar o bullying fue introducido por el psciólogo escandinavo Dan Olweus en 1993. Este insitió en llamar la atención sobre las preocupantes tasas de suicidio juvenil y su relación con las agresiones físicas y emocionales que se presentaban en los entornos educativos. Actualmente, sabemos que este fenómeno afecta, al menos en España, a cerca de 11.229 personas. Esta cifra fue reportada por la ONG Internacional Bullying Sin Fronteras y el Observatorio Internacional del Bullying y Ciberbullying entre enero 2021 y febrero de 2022.

Si te interesa este artículo tamibén te pueden interesar nuestros artículos sobre 5 estrategias para enseñar a resolver conflictos en la escuela o Acoso escolar: cómo actuar.

A continuación, presentamos un panorama sobre este fenómeno y sus consecuencias, así como algunas claves para identificarlo y actuar.

 

¿Qué es el acoso escolar o bullying?

De acuerdo con Amnistía Internacional (2019), el acoso escolar es una forma de agresión u hostigamiento que puede ser verbal, física, psicológica o relacional. Se desarrolla de manera deliberada y constante en el tiempo. Y se caracteriza por la existencia de un fuerte desequilibrio de poder entre iguales, que puede ser real o percibido. En este contexto, el acosador aprovecha dicho desequilibrio, para obtener un beneficio (material o no), mientras que su víctima puede llegar a desarrollar una serie de trastornos o problemas psicológicos que afectan su salud mental. Esto, además de impedirle defenderse, puede llegar a desencadenar conductas autodestructivas.

Además del entorno escolar, es decir, recreo, baños, pasillos, aula de clases, transporte, comedor u otros, el bullying también puede reproducirse fuera de la escuela e incluso en el entorno virtual. En este último caso, se conoce como ciberbullying a la conducta donde el agresor aprovecha el anonimato de las redes sociales y el internet, para difundir información falsa sobre la víctima, ejercer amenazas o intimidación.

¿Quiénes suelen ser víctimas de acoso escolar o bullying?


En principio, cualquier niño(a) o adolescente en edad escolar puede ser víctima de acoso a lo largo de su proceso educativo. No obstante, estadísticamente se han mostrado que, en algunas edades y a raíz de ciertas condiciones, un menor puede ser más o menos vulnerable a esta conducta.

De acuerdo con la Fundación Mutua Madrileña y ANAR, el bullying afecta casi en idéntica proporción a niños y niñas, 49% vs 51%, respectivamente. Excepto en los casos de Ciberbullying en los que las niñas son mucho más propensas.

Por su parte, la edad más habitual en la que se suele presentar este fenómeno es en los menores entre los 12 y 13 años; los casos suelen disminuir después de esta edad.

Adicionalmente, algunos de los factores que potencian esta conducta, están asociados a menores que se diferencian del resto en función de sus discapacidades, defectos físicos, origen étnico, habilidades para las relaciones sociales o no seguir patrones de conducta-gustos, iguales a los de la mayoría.

 

¿Cómo saber si mi hijo(a) o alumno(a) es víctima de acoso escolar o ciberbullying?


Las afectaciones que el acoso escolar produce en sus víctimas, van mucho más allá de las expresiones físicas de violencia como heridas o moretones. En este sentido, detectar si un menor está siendo blanco de abusos o acoso escolar puede resultar complejo.

En la mayoría de los casos, los(as) afectados van a procurar ocultarlo o no pedir ayuda, gracias a la misma parálisis que genera la situación (Sevilla & Sánchez, 2022). Sin embargo, es fundamental que padres de familia y docentes estén atentos a una serie de síntomas o señales que pueden alertar sobre esta condición. Algunas de estos indicadores son:

• Cambios de conducta en el niño(a) o adolescente (cambios posturales o de hábito de ropa para cubrirse más de lo normal)
• Desinterés o apatía por asistir a clase
• Irritabilidad, ansiedad o nerviosismo cuando se aproxima el momento de ir a la escuela
• Aislamiento, tristeza, ataques de llanto
• Bajo rendimiento académico
• Trastornos del sueño como pesadillas, insomnio, descontrol de esfínteres
• Trastornos de la alimentación como falta de apetito o apetito compulsivo; vómitos o espasmos estomacales
• Conductas de huida y evitación
• Negación de los hechos e incongruencia
• Ideas o intentos de suicidio
• Marcas físicas de abuso o dolor físico.

 

Cómo actuar frente al acoso escolar y ciberbullying

Si has seguido las señales indicadas anteriormente, e identificas que algunas de ellas se corresponden con el comportamiento o la situación de un menor de tu entorno, es importante tener claras algunas medidas o protocolos de acción para enfrentar el caso.

A continuación, recopilamos ciertas recomendaciones y acciones que pueden ayudar a contrarrestar la situación o mejorar el estado del menor vulnerable.

1. Mantén y refuerza la comunicación:

Lo más importante es hacerle sentir al niño(a) afectado(a) que tiene a alguien en quien puede confiar o apoyarse. Empatiza con él y hazle sentir que la situación que enfrenta no es su culpa; evita restar importancia a los hechos o alentarle a enfrentarlos de manera directa si no se siente cómodo(a).

2. Evalúa los hechos que comenta el menor y establece comunicación con el centro educativo:

Tomar nota de las circunstancias que narra tu hijo(a) o alumno(a) es fundamental para evaluar y solucionar la situación. En este sentido, es importante establecer comunicación con el encargado(a) de la escuela para considerar los hechos, barajar soluciones y emprender sanciones a los responsables (ANAR, 2017).

3. Buscar ayuda para reestablecer el equilibrio emocional de la víctima:

Evaluar las afectaciones del menor y buscar ayuda profesional para subsanarlas, es primordial para que el niño(a) supere la situación de la mejor forma. Al respecto, trabajar la autoestima, comunicación y las habilidades sociales, pueden ser una excelente manera de restituir la confianza en sí mismo y generar herramientas para enfrentar situaciones similares en el futuro.

4. Haz seguimiento del caso y mantén contacto con el centro educativo:

Frente a las situaciones de acoso, es importante procurar que se resuelvan y que los implicados asuman sus responsabilidades para evitar que se repita. Es por eso que es primordial hacer seguimiento y evaluar que el centro educativo se encargue de emprender las acciones necesarias. En caso contrario se debe acudir a una inspección educativa o a las autoridades judiciales en última instancia (ANAR, 2017).

5. Enseña al menor cómo establecer límites y tener confianza en sí mismo:

La prevención del acoso empieza desde casa, por esto es fundamental educar a los menores desde valores como el respeto hacia sí mismos y hacia los demás. Así como en la autoconfianza para hacer respetar sus derechos y espacios ante las agresiones de los otros.

 

 

SI TE HA GUSTADO ÉSTE ARTÍCULO, AYÚDANOS Y COMPÁRTELO EN TUS REDES SOCIALES. ESO NOS MOTIVA A SEGUIR ESCRIBIENDO PARA TI.

En Self psicólogos somos profesionales en esta problemática. Ponte en contacto con nosotros.

Autora: Rebeca Carrasco García.

Píscologa y psicoanalista.

Bibliografía:

Amnistía Internacional (05 de junio de 2019). España: acoso escolar, un problemainvisible que precisa un sistema de denuncias útil de verdad, más información aquí

ANAR (2017). Cómo detectar y actuar ante el acoso escolar, manual para padres y profesores, en, más inforación aquí

Bullying Sin Fronteras (2022). Estadísticas de Bullying en ESPAÑA 2020/2021. 11.229 casos, en,  más información aquí

Sevilla, M & Sánchez, M., (2022). Bullying, más información aquí ,

Escribe un comentario